Actuaciones especiales de prevención COVID19 en el Balneario de Ledesma

ACTUACIONES DE PREVENCIÓN COVID19 EN EL BALNEARIO DE LEDESMA

Medidas generales para la reducción del contagio por el coronavirus SARS-CoV-2 en el Balneario de Ledesma

Planificamos las tareas y procesos de trabajo, así como también las de uso de las instalaciones, por parte de los clientes, para que se garantice la distancia de seguridad, establecida por las autoridades sanitarias:

Para el Personal

Continuamos adaptando la disposición de los puestos de trabajo, la organización de la circulación de personas y la distribución de espacios en el balneario.

Seguimos tomando medidas alternativas para evitar el riesgo de contagio por contacto.

Aplicamos un sistema de turnos de forma que se concentren los mismos empleados en los mismos grupos, pero con entrada escalonada.

Igualmente, hemos habilitado distancia interpersonal en los trabajadores, además del establecimiento del aforo máximo de los vestuarios donde se cambian.

Mantenemos la distancia de seguridad en reuniones internas, promoviendo la comunicación telemática y telefónica, salvo que sea inexcusable.

Evaluamos la presencia en el entorno laboral de trabajadores vulnerables, frente a la COVID-19 y determinamos las medidas específicas de seguridad para ellos.

Aseguramos el control horario sin que haya contacto físico en el fichaje. que evite el uso de una misma superficie por parte de distintos empleados.

Reforzamos la adecuada protección de los empleados, facilitando el lavado de manos con agua y jabón y/o el uso de soluciones desinfectantes.

Difundimos pautas de higiene con información completa, clara e inteligible sobre las normas a utilizar en el puesto de trabajo, antes, durante y después del mismo, apoyándonos con cartelería.

Proporcionamos los EPIs adecuados, gracias a la evaluación de riesgo biológico ante exposición de coronavirus.

Supervisamos el personal de empresas subcontratadas, asegurándonos de que cuentan con los equipos de protección individual necesarios, además de Establecerles las normas de uso de las instalaciones, en la que se desarrolla el trabajo y los espacios compartidos, para mantener la distancia de seguridad.

Procedemos a la ventilación frecuente de las distintas áreas internas del Balneario.

En todas las actividades internas que desarrollemos tenemos que respetar las distancias de seguridad interpersonal. Para ello, realizamos el correspondiente control de aforos.

El Balneario de Ledesma ha determinado un protocolo de higiene del propio personal más exhaustivo, haciendo hincapié, en función del tipo de uniforme, en el tipo de limpieza a aplicar y su frecuencia de lavado, informándoles que el lavado de ropa de trabajo debe realizarse a >60ºC, el uniforme debe transportarse en una bolsa cerrada y, en aquellos casos en que la ropa laboral no pueda ser lavada a la temperatura adecuada, deben proceder a una desinfección apropiada.

Seguimos formando a los trabajadores sobre el correcto uso y mantenimiento de mascarillas, guantes y EPIs que utilizan.

Para los Clientes

Con anterioridad a la llegada del cliente, el Balneario de Ledesma informará a todos los clientes de la conveniencia de que extreme las precauciones y que venga provisto del EPI correspondiente, en caso de personas de riesgo.

A los clientes les informamos de aquellas medidas del plan de prevención de contagio que les afecten directamente y exigimos su aplicación (uso de mascarilla, lavado de manos, distancias de seguridad, etc.)

Nuestras medidas informativas contemplan:

  • Cartelería con medidas higiénicas.
  • Indicaciones sobre distancia de seguridad (marcado en el suelo de la recepción del balneario, entrada a la sala de tratamientos, etc.).
  • Potenciamos el uso de información mediante medios digitales (a través del móvil, email y pantallas de información), donde recibirán el reglamento de régimen interno, conjuntamente al protocolo de las medidas de prevención de contagio y todas aquellas notificaciones que estimamos oportunas.

En la zona de recepción contamos con una solución desinfectante para uso de clientes.

Desinfectamos el TPV tras cada uso.

La tarjeta sólo es manipulada por el cliente.

Los mostradores, mobiliario y zonas comunes se limpian y desinfectan de forma periódica, considerando la mayor o menor afluencia de clientes.

Cuando se pase la necesaria consulta médica previa, si el médico detecta sintomatología compatible con COVID-19, no permitirá el acceso a las instalaciones.

Controlamos el aforo de los vestuarios y de las instalaciones del Balneario, para asegurar la distancia de seguridad.

Disponemos de solución desinfectante para el uso de clientes en la entrada del Balneario.

Los aseos cuentan con dispensador de jabón, papel de secado y secador de manos.

Las papeleras disponen de apertura de accionamiento no manual y doble bolsa interior.

Seguimos las exigencias de la Orden SND/386/2020, de 3 de mayo, referidas a los aseos de uso común, donde limpiamos y desinfectamos, como mínimo, 6 veces al día.

Controlamos el aforo de la sala de espera, asegurando en todo caso la distancia de seguridad, mediante el sistema de cita previa y la separación física entre clientes.

La sala de consulta médica se limpia y desinfecta periódicamente.

Durante el examen médico comprobamos la temperatura corporal del paciente, mediante un termómetro sin contacto.

El uso de toalla y/o albornoz es obligatorio en el disfrute de todo el equipamiento (sillas, tumbonas, etc.), para evitar el contacto físico entre los diferentes clientes que lo utilizan.

Se desinfecta este equipamiento periódicamente.

Además, se desinfectan los pasamanos.

Se cuenta con cestos en el que los clientes pueden depositar las toallas usadas.

En General

El Balneario de Ledesma ha incrementado las frecuencias de limpieza y repasos, especialmente de las zonas de mayor contacto (superficies, pomos, lavabos, grifería, manivelas, ascensores, mostrador de recepción, puertas, teléfonos, mandos a distancia, botón de descarga del wc, barreras de protección, control de climatización, secador, pasamanos, etc.)

Se ha incrementado la frecuencia de análisis bacterianos en los vasos y se ha intensificado las limpiezas y desinfección de los objetos y superficies de contacto en el entorno del agua.

Se ha suplementado la ventilación/aireación diaria de las zonas de uso común en las que hay clientes.

Se realiza la limpieza de las superficies con productos desinfectantes.

El uso de estos productos de limpieza desinfectante se realiza en condiciones de seguridad.

Se asegura la eficacia de los desinfectantes que se utilizan y aplican, de acuerdo con las fichas de datos de seguridad de los productos.

La limpieza de las instalaciones se ejecuta en condiciones de seguridad adecuadas, facilitando la protección apropiada, en función de la evaluación de riesgos laborales.

Se registran todas las acciones de desinfección de la instalación realizada.

La recogida de papeleras de zonas de uso común (aseos, recepción, vestuarios, etc.) se lleva a cabo de forma que éstas quedan selladas y trasladadas al punto de recogida.

En el área de tratamientos, se limpia y desinfecta frecuentemente y de acuerdo al plan de limpieza y desinfección establecido de:

  • equipos de terapia respiratoria, grifos, duchas y puntos terminales que se usen con frecuencia;
  • paredes y traseras de las bañeras de uso individual sin recirculación, después de su uso;
  • paredes y traseras de los vasos (al final de cada día de trabajo);
  • cabinas de tratamiento.

Los textiles “sucios” (albornoces, toallas usadas, etc.) se recogen, se introducen en una bolsa y se cierra hasta su tratamiento en la lavandería exterior, a una temperatura superior a 60º.

Tras la manipulación de textiles “sucios” el personal se lava adecuadamente las manos.

Hemos adaptado nuestro plan de mantenimiento preventivo, teniendo en cuenta la evaluación de los riesgos identificados. De forma específica, hemos verificado la funcionalidad de los equipamientos que hemos instalado, como medida de prevención frente al contagio y propagación de la COVID-19 (dispensadores de jabón, papel, barreras físicas, precinto de equipamientos considerados fuente de riesgo, etc.)

Estamos controlando con mayor frecuencia el funcionamiento de los sistemas de renovación de aire, cumpliendo con las recomendaciones de las autoridades sanitarias.

Nuestro personal de mantenimiento cuenta con los equipos de protección individual adecuados, en función de la evaluación de riesgos laborales.

Ante la importancia de una buena información para hacer frente a la crisis generada por la pandemia de #Covid19 pinchando sobre la imagen de abajo accederán a  la Documentación oficial compilada por nuestra entidad matriz Grupo Montepío de diversas fuentes oficiales (Gobierno de España, autonómicos y otras entidades) que pueden resultarles de utilidad:

Nota sobre el cierre provisional de instalaciones desde el 15 de marzo al 30 de junio

Ante la declaración por parte del Gobierno de España de la declaración del Estado de Alarma para contener y vencer a la pandemia global causada por el llamado COVID19 coronavirus, les comunicamos el cierre de nuestras instalaciones desde el pasado 15 de marzo de 2020por responsabilidad empresarial y apoyo a las instituciones públicas.

Este cierre se mantendrá en el tiempo de acuerdo a las indicaciones de las Autoridades Sanitarias y el fin del Estado de Alarma.

Agradecemos la comprensión y les mantendremos informados de la evolución del restablecimiento del servicio.

Si necesita información puede contactar directamente con nosotros a través de correo electrónico en reservas@balnearioledesma.com, dejándonos su nombre y apellidos, mail o teléfono de contacto y el asunto que precisa tratar.

HEMOS CERRADO TEMPORALMENTE NUESTRO ESTABLECIMIENTO PARA PROTEGER A NUESTROS HUÉSPEDES Y EMPLEADOS, Y EN APOYO A LAS MEDIDAS IMPLEMENTADAS POR EL GOBIERNO PARA COMBATIR LO ANTES POSIBLE LA PROPAGACIÓN DEL CORONAVIRUS. #QUÉDATEENCASA

COMUNICADO DEL PRESIDENTE DEL GRUPO MONTEPÍO, EMPRESA DE ECONOMÍA SOCIAL MATRIZ DEL BALNEARIO DE LEDESMA

Con fecha domingo 15 de marzo, hemos comunicado a la Dirección General del Imserso-Gobierno de España, que ante la situación de pandemia internacional y la declaración por Gobierno del Estado de Alarma, hemos procedido al cierre de las instalaciones del Balneario. A nuestro juicio son causas de Fuerza Mayor y una necesidad para preservar la salud de los -las usuarios -as y de los trabajadores-as.

Por las características de la actividad balneoterápica, las zonas comunes del Balneario de Ledesma presentaría, de mantenerse en un funcionamiento normalizado, un gran riesgo de contagio. En el momento del cierre teníamos alojados 13 clientes del Imserso de los 170 previstos, es decir apenas un 8%.

Ofrecemos nuestras instalaciones al contingente sanitario para la lucha contra el COVID19

Al mismo tiempo, hemos comunicado al Imserso que, como centro sociosanitario que somos, y a tendiendo al perfil solidario inherente a nuestro origen como empresa de economía social, sin ánimo de lucro, nuestras instalaciones quedan a disposición de las Autoridades Sanitarias y del interés general del país para lo que dispongan de ellas en el contingente contra el coronavirus, como corresponde a nuestro compromiso con la Responsabilidad Social Corporativa.

Todos junt@s, venceremos al virus.

Juan José González Pulgar-Presidente del Montepío/Balneario de Ledesma

Más info- Medidas implementadas antes del cierre por la declaración del Estado de Alarma

COMUNICADOS A LA DIRECCIÓN GENERAL DEL IMSERSO Y A JUNTA DE CASTILLA Y LEÓN

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies